Quiero un celular que venga desbloqueado...y mi alma también.

Uno de los principios fundamentales de la prosperidad es el agradecimiento. No importa que religión practiques, en que creas o dejes de creer, es sencillo. Ser agradecido es lo que restablece el balance en el universo.

Hay una frase sobre la cual he estado meditando por varias semanas:"En algún lugar hay alguien que es feliz con menos de lo que tú tienes..."

La primera vez que lo leí me impactó. Ya ni recuerdo en qué ridiculez estaba pensando en ese momento, qué drama tenía en mi vida, pero se que me dejó fría. Y es que pareciera que uno se pasara la vida en un estado perenne de inconformidad. Por default uno siempre tiende a querer algo más, pero esto no es necesariamente bueno cuando ese querer más absorbe hasta la última molécula de tu existencia y no te deja ver todo lo que has logrado. Créanme, soy la última persona en el mundo que apadrina el conformismo, pero sí creo que cada quien debe hacer un alto en su propia vida y ver lo buena que es y disfrutar al máximo las cosas que ha conseguido.

En la medida en que dejamos que algo externo, llámese algo material u otra persona o un empleo sea lo que nos defina y sea nuestra fuente de felicidad, así mismo será el grado de inconformidad en nuestras vidas. Al leer la frase una y otra vez, empecé a pensar en las cosas que tenía y como hasta ese momento siempre pensé que necesitaba más de x o y cosa. Fue un momento en el que mentalmente me fui "De Prada a Nada"**, con el propósito de evaluar las cosas que me hacen feliz.

Es más fácil pensar en términos de cosas materiales, pero como dije anteriormente, a veces ponemos nuestra felicidad en manos de otra persona o de un trabajo o una meta específica y cuando esas cosas se caen o nos abandonan, todo lo demás se viene abajo también. El tema que tienen en común este post y el anterior es el nivel de conciencia. Hay que estar agradecido a nivel conciente y meditar sobre el hecho de que haces lo suficiente, tienes suficiente y eres suficiente.

Para terminar, quiero dejarlos con algo para conectarse a la fuente de luz... A veces lo único que hace falta para desbloquearse es una pequeña dosis de realidad.



*Quiero aclarar que este pensamiento no es mío, el original anda dando vueltas por internet en inglés desde hace rato, pero el mensaje es importante. Lo único que hice fue traducirlo y diseñarlo como está publicado arriba.

** De Prada a Nada es una película del director Ángel García, estelarizada por Camilla Belle, Alexa Vega y Wilmer Valderrama.

Visítanos en Facebook